Recomiendo esta entrada de Icástico, sobre la política educativa del gobierno de Rajoy y el peso de la asignatura de Religión en los centros escolares. El autor pone de manifiesto, con su ironía característica, las contradicciones entre un supuesto Estado aconfesional y la enseñanza de la religión en las escuelas.

Icástico

Con ayuda del Comando BOE, acuartelado en el Werto Popular, Dios ha tomado las aulas. Dios está en todas partes, pero en este BOE hizo un congreso. Un texto plagado (pero plagado) de la palabra Dios, como las marcas de la viruela sobre una exhausta piel, como el pepinillo en una ensalada, que aniquila cualquier otro sabor. En una misma línea he contado tres dioses, que es el mismo, uno y trino. Una “sobrediosis”. Una fatua castiza.

Dios, tan ubicuo Él, no ha encontrado, sin embargo, acomodo en el alma de tanto gobernante y su aparato, tan abarrotada de escándalos que se antoja difícil hallar lugar para algo más. O quizás sea porque, simplemente, son seres desalmados. Tal vez conscientes de esto quieren imponernos las penitencias que ellos jamás cumplen, con la esperanza de alcanzar la gracia divina, una inmerecida indulgencia. Hacerle la pelota a Nuestro Señor…

Ver la entrada original 1.684 palabras más

Anuncios